Baños y aseos

Baños y aseos

Los baños deben ser seguros y estar limpios en todo momento. Los suelos deben ser fáciles de mantener, con el menor número de juntas posible o ninguna y disponer de instalaciones estancas para que los aseos estén siempre operativos. Con el fin de evitar resbalones en el suelo mojado de cuartos de baño, duchas y aseos, los suelos deben proporcionar marcas visuales y táctiles claras (tales como colores, contrastes y texturas) para identificar los lugares en los que se precisa prestar especial atención.

Servicios